Caja nido en cultivo de cereza. Autora: Mercè Gost

El proyecto Red Agraria de Cultivos Sostenibles (RACS), coordinado por SEO/BirdLife, busca la colaboración entre agricultores, investigadores, centros tecnológicos o asociaciones.

 

El grupo operativo trabajará en las fincas San Miguel, San Visenç y Corvos & Novillarejos localizadas en las provincias de Huesca, Lleida y Cáceres, respectivamente, aportando sus conocimientos para recuperar la biodiversidad y reducir los insumos, al tiempo que se aumenta la resiliencia y la productividad de distintos tipos de cultivos.

 

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación aprobó en julio de 2018 la creación y funcionamiento de grupos operativos supraautonómicos de la Asociación Europea para la Innovación en materia de productividad y sostenibilidad agrícolas, entre los que se encuentra el presentado por SEO/BirdLife: Red Agraria de Cultivos Sostenibles (RACS). La función de estos grupos es idear, diseñar y redactar proyectos innovadores que previsiblemente se ejecuten entre los años 2019 y 2020.

 

Cultivo de hortalizas en la finca Corvos & Novillarejos, dentro del proyecto RACS, en Extremadura, con ribazos y linderos de vegetación natural para potencial la biodiversidad. Autor: SEO/BirdLife

 

Los grupos operativos están formados por agrupaciones de actores de distintos perfiles, como agricultores, investigadores, centros tecnológicos o asociaciones, que se asocian para abordar un problema concreto o una oportunidad desde un enfoque multisectorial, partiendo de una idea innovadora. El grupo operativo RACS se constituyó para mejorar el intercambio de conocimientos entre agricultores, asesores agrícolas (ONG) y científicos, así como para aumentar la resiliencia y la productividad de distintos tipos de cultivos en tres fincas (San Miguel, San Visenç y Corvos & Novillarejos) seleccionadas por su carácter proactivo en Huesca, Lleida y Cáceres, respectivamente, potenciando la recuperación los elementos de la biodiversidad auxiliares de la agricultura y la reducción de insumos agrícolas.

La Finca San Miguel, por ejemplo, ha sido escogida por la diversidad de cultivos que alberga(más de 17, incluyendo leñosas y cereal, principalmente) y ecosistemas naturales, entre ellos un humedal catalogado como Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA), y que la convierte en un excelente laboratorio para poner en marcha estas tareas.

 

Laguna en el interior de la finca agrícola San Miguel (Lleida) participante en el proyecto RACS. Autor: Mercè Gost.

 

Los resultados esperables del proyecto incluyen el aumento del conocimiento empírico y científico sobre la mejora de la biodiversidad, la productividad y la calidad en los cultivos a nivel nacional y la identificación de los métodos más eficaces para intercambiar resultados y mejores prácticas. Además, el proyecto pretende crear una red a nivel nacional de grupos de innovación, consultores y agricultores para intercambiar experiencias y establecer una plataforma en línea para intercambiar conocimientos a nivel nacional.

“Gracias a este novedoso proyecto queremos demostrar que la agricultura sostenible puede funcionar y ser productiva para todos los agricultores, pero además queremos realizar estudios y lograr una transmisión de esta información de forma abierta, de modo que cualquier grupo agrario interesado pueda mejorar sus prácticas de un modo sostenible”, explica Pablo Vicente, agente de innovación del proyecto RACS de SEO/BirdLife.

“Las aves paseriformes e insectívoras pueden reducir en gran medida las poblaciones de determinados insectos que pueden derivar en plagas, especialmente durante su época reproductiva, puesto que estas necesitan una gran cantidad de proteínas para alimentar a sus crías. Por ello, la instalación de cajas nido de determinadas especies en zonas agrarias es una acción sencilla que puede suponer un ahorro económico importante para el agricultor, y beneficios ambientales y sanitarios para todos”, explica Sofía Morcelle, técnico de proyectos de SEO/BirdLife en Aragón.

El grupo operativo RACS está constituido por SEO/BirdLife, que actúa como coordinador, y por las empresas agrícolas del GRUPO TRANSA y CINCAGROUP. Además, y como miembros colaboradores, la Universidad de Zaragoza, a través de su Departamento de Ciencias Agrarias y del Medio Natural, y el Foro Estatal de Redes y Entidades de Custodia del Territorio (FRECT). En el proyecto participan entidades de Aragón, Extremadura y Cataluña.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

aceptar